Masaje Reductivo

Es un método terapéutico que consiste en eliminar el exceso de grasa acumulada en zonas del cuerpo como caderas, glúteos, piernas, brazos o abdomen. A través del masaje reductivo se eliminan las sustancias y desechos almacenados en los tejidos adiposos, con el fin de estilizar el contorno de la figura y obtener una silueta más estética. Los movimientos y técnicas realizadas en estas áreas del cuerpo generan calor y disuelven la grasa sobrante, al mismo tiempo que ayudan a incrementar la circulación y el metabolismo de la superficie tratada. Esta técnica requiere de una presión fuerte al practicarse el amasamiento, acompañada de una velocidad más rápida de lo usual.

Debido al aumento de la actividad motora ejercido a través de los masajes, se consigue: incrementar el consumo de calorías, expulsar toxinas, mejorar el sistema digestivo y equilibrar el flujo sanguíneo. Entre las técnicas empleadas en las terapias de masajes reductivos se encuentran: amasamiento, pellizcamiento, hachadura, roce y percusión. Con estas prácticas se logra reducir hasta 10 cm el volumen de la parte trabajada, siempre que se complemente con ejercicio físico y una dieta saludable que contribuya a obtener los efectos deseados, ya que estos masajes no disminuyen el peso, sino que reducen medidas concretas del cuerpo. Asimismo, dichos tratamientos favorecen la tonificación del tejido adiposo, lo que mejora la firmeza del cuerpo y reduce la celulitis.

Por lo general, las zonas trabajadas en las mujeres suelen ser los brazos, caderas y abdomen; mientras que en los hombres los masajes se realizan mayormente en abdomen y pectorales. La función principal de los masajes reductivos es comprimir la grasa de zonas específicas del cuerpo para mejorar su aspecto estético, más no eliminar la obesidad y el sobrepeso. Con esto se logra disminuir el volumen de las áreas tratadas para estilizar la figura. Posteriormente, es importante mantenerse ejercitados y tener una correcta alimentación, para así evitar que la grasa vuelva a acumularse y regrese su figura anterior. En Sanae, usted podrá disfrutar de las ventajas que ofrece la kinesiología para el bienestar de su piel.